Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Afiliación Elite: Crodwell, Assassination Academy
Mar Ene 08, 2013 8:01 pm por Invitado

» · Sta. Lucía · Afiliación Élite
Vie Nov 30, 2012 11:21 pm por Invitado

» Once Upon a Time in Storybrooke {Afiliación Elite}
Sáb Nov 03, 2012 5:50 pm por Invitado

» Fruit of the poisonous tree [Elite]
Mar Oct 23, 2012 9:09 pm por Invitado

» Literary and Graphics [Afiliación élite; RECIÉN ABIERTO]
Sáb Oct 13, 2012 7:33 pm por Invitado

» Welcome to Ravensville [Élite]
Jue Oct 11, 2012 2:07 pm por Invitado

» Erase una vez [Afiliación élite]
Mar Oct 09, 2012 6:07 pm por Invitado

» Registro de PB
Dom Oct 07, 2012 4:43 pm por Astrid Z. Roux

» El Árbol del Ahorcado {#} | Panem RPG | Normal
Dom Oct 07, 2012 2:17 pm por Invitado

The Hole Photobucket Photobucket 7th & Spring Thewalkingdeadrol Party Is My Lofe Age of Dragons Photobucket Guardianes Another Praga 28_194846_96xb13 Rol Anatomia de Grey

The World Around You ~Belia

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

The World Around You ~Belia

Mensaje por Ayrton K. Diêrickx el Mar Sep 25, 2012 9:59 pm

La casa de Belia no es la única que está llena de apuntes, de recortes de periódicos y de fotos por todos sitios, la de Ayton está exactamente igual. Su madre le echa unas broncas de tres paredes de narices cada vez que pasa por casa, y siempre insisten en recoger ella un poco ese desorden, cosa que Ayrton no le deja hacer por varias razones: su madre no está de criada, todo está bien como está y ella tiraría un montón de cosas importante pensando que son tonterías de su hijo. Vamos, que sería todo un auténtico desastre, y tampoco es que esté por la labor. Ahora, concretamente, se encuentra en su cuarto, tirado sobre la cama con su cuaderno abierto. En su mano izquierda -es zurdo- sujeta el boli, mientras que la derecha sujeta una noticia de hace un par de días, que habla de otra nueva desaparición. No está inmerso en la lectura, precisamente, es más, está mirando la hoja pero no está leyendo. Su nivel de empane es tal que no reacciona hasta que Diamond no se sube a la cama para reclamar el cariño de su dueño. Él al principio se resiste, pero pasa tantas veces por encima de su cuaderno dándole con la cola en la cara, que al final no puede negarse. Suelta el bolígrafo y la noticia y pasa una mano por el lomo del animal, que corresponde a esa caricia con un maullido bastante sonoro.

Cada día eres más pesado —le dice, aunque con cariño. Quiere mucho a ese gato, por mucho que en ocasiones se enfade con él o le diga que es un pesado. Le alegra tenerlo rondando por casa. Se estira un poco sobre la cama hasta quedar completamente tumbado. Después cierra los ojos y deja que Diamond se acomode bien... sobre su espalda, que además está desnuda. Tiene que ir a que le corten las uñas a ese gato, porque siempre que hace eso y está tranquilo le da por sacar las uñas. Pese a ello, no se queja, y se dedica a quedarse completamente quieto mientras poco a poco se va quedando profundamente dormido. Es así, se queda dormido a la mínima, y más si tiene a un gato ronroneando en su espalda.
avatar
Ayrton K. Diêrickx

Mensajes : 11
Puntos : 13
Fecha de inscripción : 25/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Belia K. Svoboda el Mar Sep 25, 2012 10:19 pm

Había llovido hacía unas horas y el suelo de la ciudad estaba encharcado a pesar de que el cielo, tras haber llorado, presentaba un tono despejado y saludablemente azul. Belia iba corriendo por alguna razón que había tenido que recordar en el camino. Mas todsa las dudas se le solucionaron al mirar el periódico que sostenía entre sus manos: una noticia la había alarmado y había salido medio volando hacia casa de Ayrton. Sin llamar, sin avisar si quiera ¿Hacía falta realmente?
La rubia periodista no iba prestando atención a su alrededor, tan ennortada iba que fueron dos coches lo que casi ponen fin a su atolondrada vida. Uno de ellos, por cierto, terminó empapándola de arrib a abajo al derrapar en un charco.—!Mierda¡.— se sacudió un momento y siguió su apresurado camino.

Al llegar ante la puerta de su amigo llamó un par de veces pero, al ver que nadie contestaba, sacó la llave de repuesto de su bolsillo y abrió sin más la puerta de la casa -también sin permiso, por cierto-. El silencio de la casa del muchacho apuntaba a que no se encontraba en el lugar, sin embargo Belia se propuso llenar el suelo de su amigo del agua que se le escurría de ropa y pelo.
No vio ni al gato. Dejó el periódico mojado encima de la mesa amontonada de papeles de Ayrton y se quitó la empapada chaqueta para dar paso a una camisa mojada también.

Belia finalmente acudió al encuentro de Ayrton en su habitación, donde lo encontró durmiendo en la cama con el gato a un lado -se había movido desde la espalda del muchacho- y ella, rodando los ojos y mojada como estaba se tumbó encima de él para despertarlo.—Buenos días Praga, son las doce de la mañana y tras una madrugada lluviosa, seguimos con un día soleado.— puso voz de locutor de radio, elevando la misma, y aguardó para ver si despertaba.

_________________
avatar
Belia K. Svoboda

Mensajes : 126
Puntos : 51
Fecha de inscripción : 10/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Ayrton K. Diêrickx el Mar Sep 25, 2012 10:37 pm

No sabe cuánto tiempo ha estado durmiendo, ni siquiera ha notado que el gato ha caído de su espalda hasta quedar tumbado a su lado, profundamente dormido. Igual que su amo, tal para cual. En fin, ni siquiera escucha cómo llaman al timbre un par de veces, está en una especie de trance del que no despertará fácilmente. Es de lo que no hay, en ese aspecto es un desastre. Hay veces que ni el despertador es capaz de despertarle, pese a haber estado sonando durante quince o veinte minutos. Cuando está realmente cansado y dormido ni una bomba nuclear le mueve de donde está. Ni siquiera escucha cómo se abre la puerta y cómo se cierra justo después. Diamond está en el mismo trance que él, porque tampoco mueve ni un solo músculo. Aunque hay que reconocer que el gato es extremadamente vago, no se mueve por pereza.

Sólo hay algo que le hace reaccionar, y no son los pasos o las palabras de la rubia: sino por la ropa empapada y fría en contacto con la piel de su espalda, que se encuentra completamente desnuda. Menos mal que se ha dejado los pantalones del pijama y estos le cubren un poco, de lo contrario lo hubiese congelado de los pies a la cabeza. Levanta la cabeza rápidamente, con un papel pegado en su mejilla, mientras murmura un par de cosas por lo bajo. Se quita el papel de mala gana, sin darse cuenta de que algunas palabras se han quedado en su mejilla.

¿Qué haces? ¿Cómo has entrado? ¿Por qué me asustas? —pregunta, muy aturdido, antes de dejar caer su rostro sobre la cama de nuevo. Está muerto de cansancio, necesita descansar más rato—. Quita de encima, gorda, me estás congelando —obviamente, Belia no está gorda, en absoluto. De hecho le pesa más bien poco. Le dice eso por apetencia—. Diamond, ataca —el gato, como toda respuesta, levanta la cabeza antes de restregarla contra el costado de su dueño, en una actitud del todo cariñosa. El animal no ayuda.
avatar
Ayrton K. Diêrickx

Mensajes : 11
Puntos : 13
Fecha de inscripción : 25/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Belia K. Svoboda el Miér Sep 26, 2012 2:59 pm

Belia se encontraba con los brazos cruzados sobre la espalda descubierta del muchacho, apoyando sobre estos su barbilla. Obervó detenidamente la reacción poco espabilada de él, que con letras azules en sus mejillas recibía con poco entusiasmo la presencia de la muchacha: normal. La chica entonces grió la cabeza para observar al gato, que no parecía muy dispuesto a ayudar a su amo.—Oh no, por favor gato no me saques las tripas.— Belia tiritó durante dos segundos por el frío y se abrazó más a Ayrton en busca de un calor que no encontró.—Déjame ropa feo.— la rubia no esperó respuesta alguna, se levantó impulsándose a ambos lados de su amigo -con cuidado de no darle al gato- y se fue directa al armario.—Por cierto, se me olvidó mencionarte que cogí tu llave de repuesto. Me la he quedado.— tampoco se había acordado de avisarle algo así.—Ya sabes por si algún día te da algo y tengo que entrar en tu casa y salvarte la vida.— como un loro, así como solía ser siempre. A ella poco le importó haberlo despertado con mil y una palabras que ni si quiera sabía si estaba escuchando. No sólo era buena periodista por cómo y qué escribía, si no por lo que charlaba y su poca vergüenza.

Espabílate, que te traigo las últimas noticias.— con las puerta del armario abierta y colocada tras de ésta, Belia se quitó la blusa y la lanzó hacia atrás sin preocuparse demasiado dónde podía caer. Terminó por ponerse la primera camiseta que vio.—Se ha propagado un incendio en los edificios de la zona este. En varios. Y parece ser que todos al mismo tiempo.— cerró el armario. De camino a la cama de Ayrton, encontró un bolígrafo que uso para recogerse el pelo en un moño mal hecho.—Lo mejor es que aún no encuentran la causa del mismo.— levantó ambas cejas en un rápido movimiento, del que no sabía si él se había percatado.

A todo esto ¿Qué estabas haciendo a parte de dormir?.— la rubia volvió a tomar asiento en la cama, esta vez en un lado de la misma y cruzando las piernas, sentándose a lo indio.

_________________
avatar
Belia K. Svoboda

Mensajes : 126
Puntos : 51
Fecha de inscripción : 10/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Ayrton K. Diêrickx el Miér Sep 26, 2012 3:40 pm

Entre el uno y la otra van a acabar con él, no es justo que tenga a todo el mundo en su contra. Belia no es la única que acaba tiritando un poco, él también lo acaba haciendo, todo por culpa de la rubia, que no ha pensado en la salud del pobre Ayrton. Suspira cuando ella se abraza a él en busca de calor, pensando que al final van a acabar los dos constipados. Lo mejor de todo es que encima tienen al gato tocando las narices, reclamando más mimos ahora que se ha despertado. Estaba mejor dormido, no sabe cómo lo ha hecho, pero ha ido a dar con uno de los pocos gatos cariñosos que existen. Lo aparta justo antes de responder a Belia, que va de listilla con él. Como siempre, está acostumbrado a lidiar con cosas del estilo.

Debería hacerlo, no es justo que te dediques a entrar en mi casa sin permiso y para empaparme —en realidad no le importa demasiado, hasta prefiere que lo haga. Es mejor que estar solo y sin poder hacer nada a parte de dormir—. No, que vas a cederme las camisetas, gorda —sigue con las mismas, aunque no lo dice en serio, sabe que ella va a coger cuanto necesite y sin pedir permiso—. Me parece genial, ¿y si cuando entras me encuentras con otra chica en un momento muy incómodo? Devuélveme la llave, vas a conseguir espantarlas a todas —como si las tuviese haciendo cola o algo parecido. Para nada, sólo está bromeando. Sabe que es muy improbable que pase algo como eso—. Ahora no mientas, quieres mi llave para entrar a robar cuando no esté y pegarme sustos mientras duermo.

Aprovecha que se ha quitado de encima para darse la vuelta y buscar el calor del edredón, que le calma un poco el frío y hace que deje de tiritar. Después se queda sentado sobre la cama, mientras se frota un ojo e intenta despertarse del todo. Va a necesitar algo más que eso para despertarse, un café le irá muy bien. Se pone de pie y se estira un poco, antes de que la blusa mojada impacte contra su cabeza. Hoy está que no da una, ¿eh? Tras haber gruñido un par de cosas por lo bajo, y tras haber dejado la blusa sobre el radiador, sale de la habitación y va a la cocina, donde pone a calentar vasos de café. Después vuelve a la habitación con ambos vasos y los deja sobre la mesita de noche. Mucho mejor.

Suena muy interesante, y a todo lo que hemos estado viendo hasta el momento. ¿Alguna vez serán capaces de explicar algo de lo que ocurre? Porque no están dando ni una —se sienta en la cama, junto a ella y se pasa una mano por la cara antes de coger la noticia que le ha costado ese despertar tan malo. Le echa un vistazo y acaba asintiendo con la cabeza. Más de lo mismo—. Estaba leyendo un artículo de otra desaparición y... no lo sé, me he quedado dormido, no he llegado a leerlo todo —coge uno de los vasos y se lo pasa a Belia, para después coger el suyo propio y darle un buen trago—. Esa camiseta me queda mucho mejor a mí.
avatar
Ayrton K. Diêrickx

Mensajes : 11
Puntos : 13
Fecha de inscripción : 25/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Belia K. Svoboda el Miér Sep 26, 2012 4:48 pm

La rubia no pudo más que encoger el rostro en una mueca graciosa al oirlo. En cierto modo tenía razón, pero ella había llamado antes de entrar a pesar de tener la llave. Sí, podía haberlo hecho sin lamar si quiera, pero en cierto modo entendía que de puerta para adentro era el "espacio vital" de Ayrton. Al igual que su casa era el suyo. Muy a pesar de sus creencias sobre aquello, no pensaba devolverle la llave. No por nada, si no simplemente porque él se la había pedido. Así que, simplemente, negó con la cabeza lentamente.— He llamado, pero como no contestabas entré a ver si te habías intoxicado con gas. — era mentira y sabía que él se daría cuenta de la misma.— El día que estés con otra chica me sentiré traicionada y te violaré por las noches.— en realidad si Belia presenciaba alguna escena de ese tipo, correría sin más.

Agradeció interiormente al moreno que apareciera con dos tazas de café. La haría entrar en calor a la paz que la despejaba del todo... sólo esperaba no intranquilizarse más de lo que era por naturaleza.— No creo que tenga una fácil explicación. Que tú no se la hayas encontrado mira, pero que yo aún no haya dado con la pista... — se estaba metiendo con él, pero quizás no le resultara nada nuevo a su compañero.— Oh vaya, temía haber interrumpido algo importante. — mentira. Agarró entonces el vaso entre sus manos, dando un sorbo al mismo. El café descendió por la garganta de la muchacha, dejando una cálida sensación en su boca y pecho. Como respuesta al comentario de Ayrton, se miró la camiseta durante unos segundos y volvió su vista azulada a la de él.— Será porque estoy muy gorda ¿no? — le dio un suave pellizco en el costado al muchacho tras hablar. La taza de café la dejó apoyada sobre una de sus flexionadas rodillas, a pesar de seguir sujetándola con la mano para que no terminara en el suelo.

¿Quién ha desaparecido esta vez? — Belia alargó el cuello para tratar de ver por encima del papel que el muchacho había cogido entre sus manos. La noticia parecía ser de unos días atrás, por lo que le extrañó no haberla visto antes.— Extraño es el suceso de mis despistes últimamente. — normalmente no era tan correcta hablando, exageró un tanto la oración tras la cual volvió a darle un sorbo al café.
La rubia echó su cuerpo hacia atrás dando con el gato a su espalda, a quien aplastó parcialmente. Éste se quejó con un debil gruñido de incomodidad, nada agressivo y poco expresivo, pero terminó por levantarse y saltar al suelo.— Me va a pillar asco. — terminó por echarse hacia atrás, apoyando la espalda en la pared en la que está pegada la cama.

Deberíamos hacer algo productivo ¿no crees? — la muchacha se había contagiado de la vagueza de su amigo, ahora sentía un tremendo sueño repentino que terminó en un amplio bostezo tapado con su mano. Los ojos se le pusieron llorosos e incluso una lágrima descendió por su rostro efecto del mismo.— No estoy llorando. — advirtió.

_________________
avatar
Belia K. Svoboda

Mensajes : 126
Puntos : 51
Fecha de inscripción : 10/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Ayrton K. Diêrickx el Miér Sep 26, 2012 5:15 pm

¿Ha llamado? No se lo cree, él no ha escuchado absolutamente nada, pero lo que es nada nada nada. Vamos, que jamás ha estado tan dormido, o sí. Es un desastre, es capaz de dormir más horas que nadie y ni enterarse cuando el despertador suena o cuando le hablan. Además ni se mueve. Pone cara de horror cuando hace ese comentario sobre las violaciones, mientras se pone un pelín rojo por ese comentario. A veces le pasa, se pone rojo cuando se comentan cosas de ese tipo, aunque eso no lo convierte en un cura o en un santo. Simplemente no se lo esperaba, no hay más. Eso sí, la broma le sigue saliendo sola, como si nada. No puede dejar de bromear ni siquiera cuando le pillan por sorpresa, y siempre tiene respuesta para todo.

No podrías hacerme eso, no serías tan cruel. ¿Todas las noches? Tendría que cambiarme de piso y encargarme de que no te haces con una copia de la llave —es una pena que tenga las manos ocupadas, porque le hubiese gustado llevarse las manos a la cara en señal de horror. Deja de hacerse el dramático para beber del café, que con suerte le espabilará lo suficiente como para poder seguir con lo que debe hacer—. Se me olvidaba que tú eras el cerebro de los dos, si has sido incapaz de dar con ello es porque es imposible resolverlo, está claro —la fulmina con la mirada antes de darle un suave empujón. Lo ha dicho todo con mucha ironía, tanta que puede resultar un poco insultante. Claro que, entre ellos, no hay nada que pueda resultar realmente insultante. Siempre están igual—. Estás gordísima, no sé por qué te he dado un café, debería llevarte a pastar al campo —se queja un poco cuando le pega ese pellizco, pero no se lo devuelve ni nada, incluso saca un poco de pecho, como si pudiese aguantar eso y mucho más—. Por desgracia no has sido tú —comenta brevemente mientras deja que le arrebate el papel—. Al final voy a tener que hacerlo todo yo, no das ni una.

En realidad él también está algo empanado últimamente, como si le costase un poco eso de hacer las cosas y como si se le escapase absolutamente todo. Mira a Diamond cuando se queja porque se han tumbado encima suyo. Por suerte no le ha arañado, a él alguna vez sí se la ha devuelto cuando le ha pisado la cola o cuando le ha tocado demasiado las narices. Tiene mucho genio cuando quiere, aunque la mayoría de las veces sea un carro de mimos.

¿Algo productivo? Tienes razón, vendría bien ponernos las pilas y trabajar un poco, pero no me apetece mucho —se termina el café en un par de tragos y deja el vaso sobre la mesita de noche, para tumbarse justo al lado de la rubia—. Claro que lloras, de la emoción de verme de nuevo. No te preocupes, lo entiendo —pero a él también se le acaba pegando el bostezo, consiguiendo que los ojos se le llenen de lágrimas—. ¿Qué quieres que hagamos?
avatar
Ayrton K. Diêrickx

Mensajes : 11
Puntos : 13
Fecha de inscripción : 25/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Belia K. Svoboda el Miér Sep 26, 2012 6:46 pm

A penas se dio cuenta de la rojez en las mejillas de su amigo, mas a decir verdad tampoco le prestó demasiada atención al hecho. Mientras hablaba ella asentía, burlona en todos los aspectos posibles.— Al final la conseguiría, como hice con esta.—le guiñó un ojo al chico, buscando ser coqueta con él. Algo que nunca había salido de ella en función de ayrton en la vida ¿Se sorprendió a sí misma? Evidentemente. Sacudió la cabeza, apartando la extraña conducta de su mente y su memoria. Además recibió el empujón de él, que le sirvió a la rubia para terminar de desconectar del tema.

Vamos, si desapareciera terminarías por echarme de menos..— realmente Belia no recordaba desde cuándo lo conocía. Hacía tanto tiempo que a penas llegaban a su memoria recuerdos de una vida sin él. Era extraño pensar que la persona que más había apreciado desde siempre no había sido ningún miembro de su familia, Ayrton era esa persona querida para ella ¿Y su madre? Su madre no había sido más que un filo cortante en su vida, distante y poco maternal. Tan libre como ella misma, tan extraña y divertida como la propia Belia. Idénticas, como dos gotas de agua. Era eso lo que más molestaba a la periodista.— Te dejaré todo el trabajo a ti entonces.— enarcó una ceja, dispuesta a no cumplir lo que decía. Pero quién sabía, igual caía la breva.

Le dedicó una mirada de reojo mientras volvía a colocar los labios sobre el vaso de café.— Vago.— aquello lo soltó justo después de tragarse el café. A decir verdad ella tampoco guardaba demasiadas ganas de trabajar aquella mañana, cosa anormal en Belia. Una mujer que vivía por su trabajo porque por otra cosa tampoco podía vivir.— Sí, es que hace tanto tiempo que no te veo...no puedo vivir sin ti.— y fueron tan serias las palabras que hasta casi sonaron creibles, sin embargo no era más que otra de tantas ironías en las que ambos estaban continuamente.— Si me propones algo interesante no te obligaré a trabajar.— lo señaló con el dedo índice y se quedó en dicha posición con una media sonrisa pintada en los labios.

No esperó demasiado para copiarle la idea a Ayrton, dejando el café en la mesa para tumbarse en el pequeño espacio que quedaba en la cama. Tampoco tenía problema, ella entraba en cualquier parte.— Después la gorda vaca soy yo.— y entrelazó las manos encima del estómago.

_________________
avatar
Belia K. Svoboda

Mensajes : 126
Puntos : 51
Fecha de inscripción : 10/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Ayrton K. Diêrickx el Jue Sep 27, 2012 8:24 am

Ella no ha notado nada, lo cual hace que rápidamente su sonrojo desaparezca. No está muy seguro de a qué ha venido ese sonrojo, pero en fin, tampoco piensa comerse demasiado la cabeza. Chasquea la lengua y niega con la cabeza. Claro que se haría con la llave, seguramente se la acabaría dando él mismo, por si... por si nada, no tiene nada que esconderle a Belia, esta casa es como su casa, y seguramente siempre lo sea. No se imagina un enfado con ella lo suficientemente fuerte como para que él decida dejarla de lado. Más bien lo ve imposible. Se muerde el labio inferior, casi como si estuviese conteniendo la risa. Es cierto que la echaría mucho de menos, demasiado, pero no puede evitar burlarse un poco de ella.

Montaría una fiesta enorme, e invitaría a toda Praga. Todos estaríamos encantados de no tener que aguantarte más —vuelve a negar con la cabeza, esta vez riendo de verdad. Es todo broma, si desapareciera movería cielo y tierra para encontrarla, y se desharía de cualquiera que intentara detenerle—. No fastidies, no tengo muchas ganas de trabajar, además, se supone que tú eres el cerebro, ¿no es así? Pues eso, mejor trabajas tú, saldrá mucho mejor —lo de que es un poco vago ya lo saben los dos, no es ninguna novedad—. Me lo imagino, pero no te preocupes, puedes quedarte y disfrutar de mi presencia todo el tiempo que te apetezca, no te lo impediré. Sería demasiado cruel.

La verdad es que, al final, él la acaba echando de menos de verdad. Tener un día para él solo está bien, pero no más, porque acaba aburrido y sin saber qué hacer. No es que no tenga amigos, el problema es que no los tiene tan buenos como Belia. A su lado todos pierden valor, nadie le comprende como lo hace la rubia.

¿Algo interesante? Podemos ver una película, jugar a la Xbox, tocarle las narices a Diamond —eso es muy entretenido, se puede tirar horas y horas jugando con el gato, haciéndole perseguir cosas o haciéndole putadas varias. Suelta un bufido cuando le llama vaca—. Soy un hombre hecho y derecho, me alegro de ocupar media cama y de no medir un metro y medio. No soy una vaca.
avatar
Ayrton K. Diêrickx

Mensajes : 11
Puntos : 13
Fecha de inscripción : 25/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Belia K. Svoboda el Jue Sep 27, 2012 5:00 pm

Mentiroso.— siguió su risa, siendo ella entonces quien le propinó un leve empujón ¿Alegrarse por su desaparición? Tanto lo dudaba Belia, tan segura estaba de aquel hecho, que no pudo ni seguir bromeando con ello. Lo cierto es que jamás se planteó lo que pasaría si aquel hecho ocurriera de verdad.— Yo que pensaba ponerte en mi testamento... ahora no irás, estás muy por debajo de mis espectativas.— contestó a todo de aquella forma haciéndose la indignada como mejor sabía. Dándole un toque de realidad cruzándose de brazos y girándole el rostro.

No, eres un cochino.—allí tirada junto a él sopesó las ideas que él le había dado. No le apetecía joder al gato, de hecho prefería no tener nada que ver con el pequeño felino que le hacía compañía a su amigo en la soledad. Estaba claro que Belia no pensaba que un animal que de por sí era solitario, sirviera de algo en cuanto a convivencia se refería. Pero claro, aquel gato no era como cualquier otro: resultaba cariñoso e incluso pegajoso con Ayrton. Con ella no, de ella pasaba olímpicamente y siempre lo había hecho.
La idea de ver una película a las doce de la mañana no era de su atractivo, la rubia pensó que era mucho mejor dejarlo para más tarde.— Por la noche vemos una película, así me apalanco en tu casa.— la realidad es que no tenía ganas de volver a su solitaria casa aquel día.— Juguemos a la Xbox, a algo en lo que te pueda dar una paliza.— giró el rostro hasta dejar la mejilla izquierda pegada a la almohada.

Lástima que sea así de temprano, podría haber apostado contigo que a quien pierda bebe...Apostemos otra cosa.— la periodista llevó su mano a la barbilla, apostando una pose pensativa ante la situación. Ella era competitiva y lo llevaba a todos los campos de su vida. Por eso añadirle más emoción a lo que parecían unos simples juegos de habilidad con los dedos, le resultaba tan tentador y gratificante. Estaba dispuesta a tratar de machacarlo, por mucho que su amigo pudiera superarla.

_________________
avatar
Belia K. Svoboda

Mensajes : 126
Puntos : 51
Fecha de inscripción : 10/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: The World Around You ~Belia

Mensaje por Contenido patrocinado


Contenido patrocinado


Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.