Conectarse

Recuperar mi contraseña

Últimos temas
» Afiliación Elite: Crodwell, Assassination Academy
Mar Ene 08, 2013 8:01 pm por Invitado

» · Sta. Lucía · Afiliación Élite
Vie Nov 30, 2012 11:21 pm por Invitado

» Once Upon a Time in Storybrooke {Afiliación Elite}
Sáb Nov 03, 2012 5:50 pm por Invitado

» Fruit of the poisonous tree [Elite]
Mar Oct 23, 2012 9:09 pm por Invitado

» Literary and Graphics [Afiliación élite; RECIÉN ABIERTO]
Sáb Oct 13, 2012 7:33 pm por Invitado

» Welcome to Ravensville [Élite]
Jue Oct 11, 2012 2:07 pm por Invitado

» Erase una vez [Afiliación élite]
Mar Oct 09, 2012 6:07 pm por Invitado

» Registro de PB
Dom Oct 07, 2012 4:43 pm por Astrid Z. Roux

» El Árbol del Ahorcado {#} | Panem RPG | Normal
Dom Oct 07, 2012 2:17 pm por Invitado

The Hole Photobucket Photobucket 7th & Spring Thewalkingdeadrol Party Is My Lofe Age of Dragons Photobucket Guardianes Another Praga 28_194846_96xb13 Rol Anatomia de Grey

Oliver E. Maverick || ID

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Oliver E. Maverick || ID

Mensaje por Oliver E. Maverick el Mar Sep 25, 2012 9:54 pm






NOMBRE COMPLETO:
Oliver Edward Maverick.

EDAD:
Veintisiete años en apariencia. Por suerte es una bonita fachada para tapar sus años...

GRUPO:
Demonio.

ORIENTACIÓN SEXUAL:
Bisexual

OCUPACIÓN:
Músico o algo así.

PODER:
Los propios de un demonio.
Aspecto Psicológico
"Relucían los cuernos de su frente, y entre lágrimas y arrodillado suplicaba el perdón a su Dios Interno".

Te arrastra, te envuelve, te hipnotiza. Su malvada y fría mente te encierra para siempre en lo desconocido. Arderás junto a él en el infierno si es lo que desea. Sus palabras serán dardos directos al corazón y hacia todo lo que conoces. Te envenena, te persigue y te da caza. El egocentrismo frenético que posee, la sabiduría propia de un lunático y sus debastadoras intenciones arrasan, se hacen eco por encima de el de los demás. Y tú calla, obedece, dale la razón. Porque siempre la tiene ¿Me has oído bien? Siempre. Siempre gana, nunca pierde. Tú pierdes. Y la buscas y lo encuentras, y le rehuyes y él te sigue. Dará contigo donde quiera que vayas, dónde quiera que te escondas y guardes tu más fieros temores. Lo creerás interesado, fuerte aliado y simpático compañero, pero cuando te das cuenta del error ya es demasiado tarde. Donde veías vida ahora hay muerte, donde encontraste el amor solo hay odio e ira.

Asociado al pecado mortal del orgullo, al desenfreno, la gula y el mismísimo erotismo. Conocido por el libertinaje de sus actos y sus oscuros secretos, Belcebú se desliza en tu vida como una sombra que todo lo traga. Caerás en sus garras, unas garras que se cerrarán contra tu garganta sin ningún tipo de piedad. Buscarás un lugar para esconderte de su mirada, de su tubadura belleza y sus letales intenciones. Pero no escapas, no eres capaz de hacerlo. Se aproxima hacia ti, te mira, te envuelve con su misteriosa y divertida sonrisa. Y el cazador está encima de ti como león sobre su presa. Son sólo palabras, quizás algún que otro previo juego de seducción, atrevimientos y suaves caricias prometiendo un amor venenoso. Caes sin remedio en el bucle de la sangre y la muerte, de tu propia destrucción. Y te encanta, no eres capaz de ver más allá de su apolíneo torso , de la juventud y vitalidad falsa que lo envuelve. Te contará mentiras, burdas mentiras para mantenerte ahí, atento, cercano...será el aroma cautivador de tu propia existencia lo que le pierda, lo que haga que pase a ser lo que es verdaderamente. Tú eres frágil, el único ser facilmente desquebrajable y él lo sabe. Conoce la fragilidad que envuelve a tu raza, a la vida que llevas y que nunca más volverás a ver. Un demonio, alguien perdido en la tentación y la sed, despiadada intención de caer de nuevo en el pecado. Envuelto en la vida por la muerte, ente sangriento sin otra motivación que lo que posees y él no. Traicionero sin límite fijo, insensato que va a por el fruto prohibido.

Manipuladoción, poder y ambición. Sus tres valores principales. Es él el que te arrastra hasta la oscuridad, quien te convence con tan sólo una mirada de desearlo para siempre. Te tiene en sus manos, unas manos que se cerrarán sin que puedas evitarlo para aplastarte. La ambición de la sangre, de la vida, de la nada... El odio que envenena mentes, que enfrentó a Troya contra Grecia e hizo caer a los más valientes guerreros. Lo impuro de la existencia del universo, un agujero negro que absorbe todo cuanto toca. La adrenalina infernal del deseo. Sonrisa torcida con segundas intenciones. Déjate llevar y arrastrar por su misterior y su engrandecido egocentrismo. La oscuridad de su mirada es como una enfermedad sin cura. Venderás tu alma al diablo por su capacidad de convicción, su locuacidad y sus años de expriencia en la materia.

Te hará sufrir porque le gusta, porque es divertido ver cómo los demás sufren por tu causa. Tus lamentos y alaridos no serán más que el premio por su mezquindad. Y la fuerza con la que te resistes a su poder, será el reto que deberá salvar.
Belcebú... tan solo oir su nombre causa estragos. Fiate de él, hazlo y reconoce que estarás dentro de un bucle infinito. No es leal, a nadie ni a nadie, y no esperes que haga excepciones. Actua en pos de su propio beneficio. La despiadada forma de hacer las cosas lo delata, pues no posee límites ni cauce fijo. Y no para, no para bajo ninguna circunstancia conocida.
Aspecto Historico
El desdichado destino. Creador de importunios y malos momentos, decidió en su infinita sabiduría que él existiera. Belcebú, “príncipe de los dioses falsos”y demonio asociado al pecado de la gula, tuvo un pasado angelical como miembro de la orden de los querubines. Dedicado a guardar la luz y las estrellas, Belcebú escondía en su interior la semilla marchita de la oscuridad. Y en su incesante misión protectora, el querubín se rebeló contra el poder divino de Dios. Quien, en su infinita sabiduría y poder, lo desterró para siempre del reino celestial.

El mundo mortal. Tan custodiado y odiado por Dios como por él mismo. Ese fue su castigo: Vagar en su infinita vida por los terrenos de un mundo que a sus ojos le quedaba pequeño. Dejó de creer en la supremacía del ser superior y como antes no se hubiera permitido, se dio por completo a los pecados capitales. Pecados que concentraban la gula y la lujuría en su más extensa expresión. Se convirtió en un hombre caracterizado por el uso desenfrenado y caótico que le dio a su sexualidad. Un hombre admirado, deseado y espantosamente bello.
Pronto su mente retorcida fue consumida por la ira, el odio y la venganza. Fue la oscuridad quien pronto pasó a dominar las acciones del querubín desterrado. Fue ese poder quien atrajo al mismísimo Lucifer hasta él. A quien vendió su alma para siempre entre promesas de poder y cumplimiento de sus deseos. Y así Belcebú bajó al infierno donde la eternidad aguardaba con diversión y socarrona esperanza las azañas de un desquiciado y lunático demonio de Dios. Su nombre resonaba en el inframundo tal como lo hacía sobre los desvalidos mortales. Fue entonces cuando se convirtió en uno de los siete príncipes del infierno, un demonio al que temer y admirar al mismo tiempo.

Muchas leyendas recorren el misterio que es Belcebú. Historias que cuentan que las brujas adoraban su figura, habiendo sido acusado en los círculos religiosos de muchos casos de posesión. Era llamado por la órden de las mismas para satisfacer sus peticiones, así como para disfrutar del placer de la lujuría una vez más de tantas. Belcebú sembró el miedo a su persona y la adoración de lo que propagaba como una ofrenda a los placeres. Extendiendo entre otros conjuntos la idea de canibalismo y caos por donde fuera su inmortal presencia.

Tras la noticia de los últimos acontecimientos, Belcebú se apareció en la Tierra en forma de hermoso joven. La posesión fue coser y cantar para él, quien ya lo había hecho en otras ocasiones muy contadas. Sin embargo el alma fuerte del humano está consiguiendo desterrar su fantasmal oscuridad. La lucha en el interior del cuerpo humano le está costando momentos de pérdida de control. Algo que para un demonio de su nivel es una pura ofensa.
Otros Datos
Su cuerpo humano es adicto a la nicotina y al café, por lo que Belcebú se ha tenido que acostumbrar a tomar esas sustancias.
- Gusta de ir a garitos durante las noches de fin de semana. Se ríe, echa el rato, se burla de los humanos y bueno, vuelve a sucumbir al pecado.
- La realidad es que no sabe tocar nada. Belcebú no es un artista, y ha perdido todo el talento que el muchacho poseía.
- Vive del dinero que su padre le manda cada mes. Suficiente para él y un perro.
- Desde hace mucho tiempo que las brujas no la llaman. Sufre por ello.
- Es conocido por sucumbir a numerosos pecados capitales, entre los que se encuentra la gula, la lujuria, la envidia y la avaricia.
avatar
Oliver E. Maverick

Mensajes : 8
Puntos : 7
Fecha de inscripción : 23/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Re: Oliver E. Maverick || ID

Mensaje por Margaret J. Stonefield el Mar Sep 25, 2012 11:59 pm

Ficha aceptada
!Bienvenido a Praga¡
.

_________________
..
avatar
Margaret J. Stonefield

Mensajes : 70
Puntos : 19
Fecha de inscripción : 08/09/2012

Ver perfil de usuario

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba


 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.